Iruela estrena pendón

Nuevo "pundón" de Iruela

Nuevo “pundón” de Iruela

La Junta vecinal de esta localidad, patria del relojero losada ‘rescata’ esta tradición que estaba perdida. Nueve de los trece pueblos que conforman el municipio lucen “pundón” termino cabreirés para designar a este estandarte

El mástil, de unos 7 metros y medio de altura, sostiene un lienzo con cinco franjas horizontales, rojas y verdes, así es el nuevo pendón de Iruela. En la recuperación de la insignia ha colaborado la Junta Vecinal de la localidad y el Instituto Leonés de Cultura, mediante las subvenciones que convocan año tras año. Pero nada de esto se hubiese realizado si no fuese por José Antonio Ordóñez, representante de la marca “Pendoneros de León” e investigador de esta tradición, que otorgó a la junta vecinal la documentación existente en los libros de fábrica de la iglesia.

La localidad de Iruela, perteneciente al municipio de Truchas acogió a partir de las 14.00 horas de este domingo el acto de inauguración del nuevo pendón, que ha sido restaurado. Fué despúes de la misa de la octaba del Corpus cuando se produjo la bendición del pendón, mientras varios vecinos sujetaban la tela del mismo, el presidente comenzaba su lectura con “Las campanas y el pendón del Pueblo son”, según reza el antiguo dicho de nuestras gentes, con el cual se da cuenta de cómo esos dos elementos sirven y representan a nuestras comunidades, a nuestros concejos, desde tiempos antiguos.

Fue en ese momento cuando se produjo el izado del pendón por el mismo ebanista que había realizado la vara, Manuel Ángel Tejerina, instante en el que se produjo un intenso silencio mientras la tela del pendón ondeaba al viento. Varios vecinos vieron muy emocionados como el pueblo recuperaba su insignia, aunque no con los colores originales ya que la documentación proporcionada por el investigador José Antonio Ordoñez demostraba que los antiguos pendónes eran de otro colorido. La junta vecinal manifestó que “prefería los colores verde y rojo carmesí como la mayoría de los pendones actuales que hoy representan a las juntas vecinales”.

José Antonio Ordoñez, alma de “pendoneros de León” manifestó que “Iruela tuvo dos pendones fechados en 1615 y 1616. El primero desvela que tenían conocimiento del confeccionado en Cunas porque el pueblo le pide al bordador que tiene que ser mejor que el de la localidad vecina. Y así es como el pendón de Iruela tiene a Nuestra Señora con el Niño en brazos, un rosario y una media luna en los pies de la que salen unos rayos de sol. El tercer documento es de 1616 y corresponde al pendón azul de Iruela dedicado a la Virgen, en el que fueron bordados San Pedro y Nuestra Señora.”

Ordoñez indicó que “aunque el origen fuese militar, si no hubiese sido por la iglesia, esta tradición se habría perdido mucho tiempo, ya que a lo largo de su investigación, ha encontrado como estos estandartes fueron mantenidos por la iglesia católica.” A lo que añade “Sin embargo, no es hasta después de las desamortizaciones, cuando los concejos toman fuerza como representación de los pueblos y se hacen cargo de esta tradición, manteniéndola hasta nuestros días”

El ayuntamiento trabaja ya para preparar la III subida al castillo y al Sagrado Corazón con los pendones tal y como se organizó el año pasado y a la que acudieron más de 400 personas y subieron 24 pendones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *