Xuegus tradicionales I: El bolu Cabreirés

Niño con Bolos Cabreireses

Rapá cun bolus cabreireses

Lus xuegus populares infantiles atópanse nun craru retrocesu, nuna decadencia próxima a la desaparición de mueitus d’eillus y al olvidu d’outrus. Esta serie de monográficus que güei principiamus cunus bolus cabreireses tien cumu misión ser el testimoniu d’una etapa de la nuesa vida: la inolvidable y irrepetible infancia

Y dientru d’eilla, d’un tema bien íntimu y cercanu, lus xuegus, feitus dientru d’unus espacius definíus, el puebru, la caleya, el grupu d’amigus… Nun se trata d’un estudiu d’investigación sobre lus xuegus populares infantiles que vinierun practicando ou qu’on se practican, senóu d’una reproducción cuna máxima fidelidá posible, pa que nin la tecnoloxía nin el pasu’l tiempu puedan terminar cun eillus.

Se una vez lleíu y recordaus estus xuegus resultan ser un estímulu y vuelven la mayoría a ser puestos en práctica, especialmente aqueillus que nun lu están, baxo la supervisión de personas que lus cuñozan, ou pur iniciativa infantil, l’obxectivu del mirmu estará alcanzáu d’abondu.

El Bolu Cabreirés

Juagando a los Bolos en La Cuesta. Foto: Ricardo Vindel

Xugando a lus bolus na Cuesta. Foto: Ricardo Vindel

El bolu cabreirés yíe una modalidá bien distinta a la que se practica no oriente de Llión y bien asemeyada al bolu bercianu ou al d’occidente d’Esturias en Tinéu, y yíe una derivación del xuegu chamáu “Bolu Celta”. Lus oríxenes d’esti tipu de bolus nun están definíus, sábese que las piedras y placas onde se xugaba a lus bolus yá esistían nus siegrus pasaus, peru nun s’atoporun las referencias históricas pa da-yes veracidá. Namás las vieyas hestorias cuntadas pulus vieyus de lus puebrus.

A esti tipu de xuegu cuñózse-ye cuno nome xenéricu de pasabolu, yá qu’amás de la precisión necesaria n’outru tipu de bolus, cumu’l bolu palma ou la cuatriada, yíe necesaria una gran fuercia, yá que las máximas puntuaciones nun se consiguen pur tumbar el bolu, senóu pur llanzar lus bolus lu más lluenxe ou altu posible.

Pa xugar al bolu Cabreirés precísase d’un campu más ou menos pranu de siquiera diez metrus d’anchu y trenta de llargu, nueve bolus de carbayu d’unys 8 centímetrus de grosez y 12 centímetrus de llargura, una bola redonda de rayíz de carbayu ou ancina que se pueda garrar cun una manu y una piedra prana y dura chamada “xugadeiru” onde se ponen lus bolus en llínea pa encomenzar la tirada.

Pa mantener lus bolus en pía sobre’l xugadeiru suélense pegar cun buesta de vaca y tanto lus bolus cumu la bola métense nún cubu cun agua p’aumentar el sou pesu y evitar que se ruempan.

No campu de xuegu facen duas llíneas pa sumar lus puntus, la primeira está a unus 25 metrus del puntu de llanzamientu y la segunda está a unus 32 metrus, puntuando’l dobre lus bolus que no intre del llanzamientu crucien esta postreira, siendo condición indispensable pa puntuar que la bola pase la primer llínea dafeitu, nun facelu supón que nun se llogre nengún puntu pur bien lluenxe que foran parar lus bolus. A esta acción chámase-ye “cochare”. Lus bolus que nun crucien dafeitu una llínea puntúan cumu se quedaran na zona anteriore. Estas dimensiones tamién varian en función de cada puebru, peru suelen ser casi tódalas mirmas, atopándonus en llugares d’Esturias la mirma referencia de 25 metrus.

Pa xugar una partida facen dous equipus de dous, tres ou cuatru xugadores cada unu d’eillus. Al principiar la partida sortéase quién comienza (“la manu”), yá que’l primeiru tien la ventaya de qu’al chegar a sesenta tantus remata la partida y puede tirar una vuelta más. Pa evitar esta ventaya, despuéis de tirar dambus equipus, el que nun tien la manu puede consiguila nuna acción que se chama “resboliare”, consistente n’intentar tirar siquiera unu de lus tres bolus que se ponen no xugadeiru llanzando la bola desde la primer llínea. Se lu consigue principiará tirando antias na siguiente tirada.

Lus tantus cúntanse de la siguiente maneira:

  • 9 puntus pur pasar la bola de la primeira llínea.
  • 18 puntus pur pasar 1 bolu y la bola de la primeira llínea.
  • 27 puntus pur pasar 2 bolus y la bola de la primeira llínea.
  • 35 puntus pur pasar 3 bolus y la bola de la primeira llínea.
  • 45 puntus pur pasar 2 bolus y la bola de la primeira llínea y un bolu de la segunda.

Consiguir puntuar cun cuatru bolus yíe prácticamente imposible y namás lus mozus más espertus lu consiguian deixándose lus nudiellus na piedra.

Mueitos llugares on mantien esta tradición, unu d’eillus yíe Encinéu, onde de normal nas suas fiestas de branu on xuegan a esti xuegu. Outrus puebrus xuegan tamién de vez en cuando ou nas suas Semanas Culturales cumu una demostración de lus antiguus xuegus.

 

Juagando a los Bolos en Encinedo. Foto: J. Losada

Xugando a lus bolus n’Encinéu. Foto: J. Losada

Nus primeirus añus del siegru XX, las zonas de xuegu de lus bolus estaban na sua mayoría en llugares cercanus a las igresias, yá que yiera no diumingu y despuéis de la misa, cuando la regunión de lus vecinus yiera más multitudinaria. Éstus participaban nesti xuegu, preparándose cumu yá dixéramus, equipus de cuatru xugadores y apostándose rápidas competiciones, a una partida (70 tantus), el tiempu yiera poucu y lus xugadores mueitus, d’ende’l terminu de “pidir partida”. Solicitábase permisu al equipu ganador pa xugar contra eillus purque esti equipu yiera’l dueñu de la boleira (mientras ganara).

Las tardes, principiaban cunus mozus saliendo de misa lu más rápidu posible pa formar lus dous primeirus equipus y ocupar la zona de boleira (salvu orden en contrariu del cura, cumu asocedía en mueitas oucasiones), el restu lus mozus diban formando más equipus, pidiendo permisu pa xugar contra’l ganadore, pur rigorosu orden de solicitú, el ganador tenía de xugar contra’l restu, mientras nun fora vencíu, nesi casu l’equipu vencedor ocuparía la posición dominante de la boleira, esto llevaba en mueitas oucasiones, a disputas y reñas, yá que de lus equipus perdedores se formaran outrus equipus, xeneralmente cunus meyores xugadores, que volvían intentar ganar al ocupante de la boleira, pulu que lus demás xugadores se vían obrigaus a xugar cun equipus superiores, y no intre producíanse las reñas: “pur qué xuegas cun esi paisanu…., asina que nus deixas tiraus…. etcétera.…”, yieran frases típicas nuna tarde de bolus.

Cada llugar tien la sua propia praza onde se xugaban a lus bolus cunas dimensiones apropiadas al terrenu disponible. Lus bolus que s’armaban dependían del tamañu de la piedra disponible de cada puebru, de normal 9 ou 10 bolus. Las distancias, yieran las que dibuxaban la praza disponible.

 

Bolera de Pombriego

Boleira de Pombriegu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *